jueves, 19 de noviembre de 2009

A Serious Man




Please, accept the mystery. 



Cuando la vean, me gustaría discutir con ustedes el final.
He escuchado agunas interpretaciones de la última llamada que recibe Larry Gopnik.
Yo digo queeee... tsss... mejor luego lo pongo, cual que se las echo a perder.


Quiero escuchar (leer) las suyas .... ¡echenlas!

4 comentarios:

el chilango dijo...

dejame ir a verla! no sabía que había una nueva de los cohen hasta que salí hoy de ver 2012 y me dijeron: chaaaaa! hubieramos visto la de los cohen...

jaja, iré mañana mismo

Don Isteri dijo...

ps yo estuve a punto de ir, pero me dio miedo no alcanzar boletos, y tu no me esperaste :s

saludos Guadalupanos

maipy dijo...

pregúntale a Isa... tiene muy buena interpretación

alonso ruvalcaba dijo...

hola

la llamada final de serious man es, creo, un espejo de la primera (y en apariencia inconexa) secuencia de la película y, por tanto, al mismo tiempo, un intento de ilustración de la paradoja de schrödinger: imposible saber si el gato está vivo o muerto como imposible saber que el rabino es un espíritu o no y también imposible saber si el protagonista está enfermo o no. puros mindbenders: incertidumbres imposibles de resolver. si te referías también al final final de la película, habría que pensar en job: al final de ese libro dios se le aparece a su fiel y maltradado job desde un torbellino, y lo hace para decirle que no intente comprenderlo. la película termina unos segundos antes de que podamos saber qué es lo que dios diría desde el torbellino ("accept the mystery", supongo, en la dicción de los coen) y, peor aún, como de tantas cosas en la película nunca podremos saber si dios habla o no habla desde el torbellino.

repito: mindbenders.

saludos

alonso